sábado, 15 junio, 2024
InicioDeportesBarcelona sigue firme con su reclamo por el gol fantasma: el partido...

Barcelona sigue firme con su reclamo por el gol fantasma: el partido contra el Madrid puede jugarse de nuevo?

El presidente del FC Barcelona, Joan Laporta, encendió la polémica en España mediante la publicación de un video en el que advertía la posibilidad de reclamar algo pocas veces visto: repetir el clásico que perdieron 3-2 contra el Real Madrid, el pasado fin de semana, debido a un gol fantasma del joven Lamine Yamal, que desde su punto de vista debió ser convalidado. Pero, dentro del reclamo se abren varias aristas por resolver en la situación que toma tintes de volverse una novela: ¿Qué tan factible es lo que plantean desde el club catalán? ¿Qué documentos debería presentar para soñar con una medida utópica? ¿Existen antecedentes a su favor?

«En caso de confirmarse que fue un gol legal, iremos más allá y pediremos la repetición del partido«, fue la tajante frase con la que Laporta explicó la intención que tiene como mandamás del Barcelona. Para ello, aseguró: «Requeriremos de inmediato al Comité Técnico de Árbitros (CTA) y a la Federación Española de Fútbol (RFEF) para que nos facilite la totalidad de imágenes y audios que generó la jugada«.

El momento en cuestión que reclama todo el Barcelona fue prácticamente idéntico a la que sucedió en el Superclásico, cuando el VAR determinó que el balón no ingresó por completo en el arco de Boca en lo que era gol en contra de Cristian Lema.

En este caso, en España, cuando el partido estaba igualado 1-1, no fue convalidado un tanto del delantero Lamine Yamal luego de que el portero Andriy Lunin retuviera su remate justo por debajo de los tres palos, generando la duda de si la número cinco había traspasado la línea de meta en su totalidad.

Movistar muestra ángulos del gol fantasma de Lamine Yamal.

Juanma Castaño, en una toma donde no se ve el balón: «Yo aquí la veo dentro».

Le ponen una repetición donde sí se ve: «Aquí seguramente no está parado en el momento exacto».

Vergüenza ajena.pic.twitter.com/b4WK8Yl4Uy

— Helena 🇮🇨 (@HdeHelena_RM) April 21, 2024

Sin embargo, tan solo algunas horas debieron pasar desde el reclamo de Laporta para que su primera complicación apareciera en escena: el diario Marca contó que el CTA se opondría a las exigencias del presidente catalán ya que no tiene en mente brindarle imágenes de un partido a ningún equipo. Se trata de una regla que establecieron desde la implementación del VAR en el fútbol español y que hasta el momento cumplieron a rajatabla.

Los palos en la rueda siguen apareciendo para el Barcelona. Por si la negativa del Comité a brindarle ayuda en su lucha contra la tecnología era poco, varios especialistas recurrieron a la IFAB (Asociación encargada de definir las reglas en el fútbol) para determinar las posibilidades reales de que prospere la protesta culé.

¿Qué dice el reglamento? Un mensaje poco alentador. «Como norma general, no se invalidará el partido por los motivos siguientes: errores en el funcionamiento de la tecnología de VAR (al igual que sucede con la detección automática de goles o DAG); decisiones erróneas en las que haya participado el VAR (puesto que el VAR forma parte del cuerpo arbitral); decisiones de no revisar un incidente; revisiones de situaciones o decisiones no revisables». Más claro, pareciera imposible.

No obstante, desde el Barcelona se aferran a lo que podría ser su as sobre la manga. «De confirmarse que fue un gol legal, no descartamos pedir la repetición del partido, tal y como ha ocurrido en un partido de ámbito europeo por un error del VAR«. Sí, a pesar de las normas que parecen ir en su contra, existe jurisprudencia que avala las intenciones de Laporta.

Para recurrir a la excepción a la regla hay que remontarse a principios de año. Un partido de la liga de Bélgica, entre el Genk y Anderlecht, se vio envuelto en una polémica cuando el VAR falló en la aplicación del reglamento, señalando una falsa invasión de área en la ejecución de un penal. El Genk, equipo perjudicado, hizo el reclamo, el cual salió a su favor y cumplió con su cometido de repetir el partido.

¿Por qué en esa ocasión se avaló la chance de jugar de nuevo el duelo? Porque se consideró que el error del VAR se debió a una violación de normas y no a un simple error humano.

🖥️ De VAR geeft een penalty aan KRC Genk

❌ Kasper Schmeichel redt vanop elf meter

⚽️ Yira Sor scoort in de herneming

🙅‍♂️ De VAR keurt het doelpunt af

Wat was dat allemaal? 😅 #ANDGNK pic.twitter.com/gmanAQvttG

— Eleven Belgium (NL) (@ElevenBeNL) December 23, 2023

El tiempo corre para el Barcelona. Según el reglamento de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF), cualquier tipo de reclamo sobre lo sucedido en un partido pueden realizarse hasta un plazo máximo de 48 horas después de haber finalizado el encuentro. Es decir, el club catalán tiene hasta este martes a la noche (tarde de Argentina) para hacer oficial su apelación y llevar el caso a la Justicia.

En caso de ser así, Laporta deberá adjudicar que el gol fantasma de Lamine Yamal no fue convalidado a raíz de una falla en la aplicación del reglamento. El factor que complica dicha necesidad es que ante la ausencia en España del reloj que utilizan los árbitros con el sistema DAG (Detector Automático de Gol), el análisis de la acción para determinar el ingreso de la pelota fue realizado por el ojo humano y no por la tecnología.

Además, el Barcelona corre con la desventaja de que el Comité de Disciplina se declara incompetente en los casos donde se habla de errores del VAR.

La única vía posible termina siendo denunciar ante la Justicia ordinaria. En Tribunales, la temporada pasada existió un caso donde al Atlético de Madrid se le dio por válido un gol ante el Espanyol desde el escritorio. Para ello es obligación presentar una prueba que determine el error arbitral, dificultad que tiene el Barcelona al no tener acceso a las imágenes del Clásico.

El reclamo de Laporta termina cerrándose a una cuestión más interpretativa, pero aún no pierde la ilusión de ganar lo que parece ser una nueva batalla contra la implementación del VAR. Mientras, del otro lado de la vereda, el Real Madrid confía en que los pocos antecedentes y las normas establecidas en el reglamento no ponen en peligro su victoria.

Más Noticias